PSICOTERAPIA

¿Psicoterapia? ¿Psicoanálisis?

En nuestro encuentro con el paciente damos prioridad a la clínica, a la escucha de un sujeto que acude con un pedido de ayuda en una situación de sufrimiento y cuyas circunstancias perfilarán el tipo de encuadre a ofrecer.

Aunque nuestros orígenes son irrenunciablemente freudianos, el proceso de esta disciplina ha ido cambiando a lo largo del tiempo. De ahí ha surgido nuestro Modelo Analítico Vincular y, más recientemente, el proyecto de integrar el psicoanálisis en el Paradigma de la Complejidad (más info).

En la práctica clínica esto se traduce en una más amplia visión de las llamadas Ciencias de la Salud, con el enriquecimiento de una realidad clínica con múltiples facetas y la amplia variedad de resortes del sufrimiento propio del ser humano.

La psicoterapia psicoanalítica es un tratamiento para abordar manifestaciones psíquicas o físicas de sufrimiento que se hacen patentes para un sujeto o su entorno. Promueve la toma de conciencia de claves de ese malestar para ser más protagonista de las propias iniciativas; el crecimiento permite dejar de repetir actitudes patógenas y ampliar las posibles respuestas a la hora de vincularse con el entorno una vez lograda la reestructuración psíquica.

Como nuestra compañera Lydia Calleja dijo en una ocasión,

La psicoterapia es un viaje al interior de uno mismo en el que el viajero se encuentra con paisajes conocidos y con otros que no lo son tanto. Lugares en los que nunca había estado pero que creía conocer y viceversa, es decir, sitios que ignoraba que conocía y que recupera para sí. Puertas cerradas que da miedo abrir y puertas abiertas que dejan escapar el calor y que conviene entornar. Todo un territorio a explorar… En el proceso de la psicoterapia el viajero no está solo. Ciertamente él es el único que conoce el camino y las rutas y, por eso, será quien las muestre y marque el itinerario…

IMAGO CLÍNICA PSICOANALÍTICA